EL MÉTODO REED HASTINGS QUE LLEVO AL ÉXITO A NETFLIX

“Inspirar personas en lugar de supervisarlas.”

Reed Hastings

El menor número de normas posible y la mayor libertad que se pueda para sus empleados. Ese es el credo de Netflix según su presidente Reed Hastings, que en el libro “Aquí no hay reglas” explica el exitoso y casi anárquico método del gigante digital para “inspirar a personas en lugar de supervisarlas”.

“Así tienen sus propias ideas, que es lo que hace que la compañía siga innovando. Y la libertad es el modo en que lo hacemos. Nos enfocamos de verdad en darle a los empleados una increíble cantidad de libertad”

Reed Hastings

Pagar a tus empleados mucho más que lo que esté ofreciendo la competencia o eliminar los controles jerárquicos en la toma de decisiones son otras claves del funcionamiento de Netflix.

Por ejemplo, Netflix aplica lo que llama The Keeper Test, que consiste en preguntarse esto de manera constante: “Si una persona de tu equipo renuncia mañana, ¿intentarías que cambiara su decisión? ¿O la aceptarías, quizá con un poco de alivio? Si es lo segundo, deberías darle ya una indemnización por despido y buscar a una estrella, a alguien por quien lucharías para que se quedara”.

The Keeper Test apuesta por la autoevaluación constante, pero cabe preguntarse si eso no estimula un ambiente de miedo y presión entre los trabajadores ante el riesgo permanente de poder quedarse sin empleo.

“Uso a menudo la metáfora del atletismo”, argumentó Hastings a EFE.

“Cuando eres un atleta profesional, cada vez que compites puedes tener una lesión que te deje fuera el resto de la temporada o incluso más tiempo. Pero los atletas no piensan en eso: están enfocados en la alegría, en ganar, en ser parte del equipo. Si te enfocas en lo negativo como atleta no puedes rendir a tu mejor nivel”.

Reed Hastings para EFE

“Es lo mismo para nuestros empleados. Por supuesto, es verdad oficialmente que se puede echar a cualquiera, pero también ven muchos trabajadores que llevan mucho tiempo en Netflix”, agregó a EFE.

“Si quieres ganar un Mundial de fútbol, requiere mucho trabajo. Es muy intenso pero también hay una sensación positiva de contribución. Intentamos ser muy honestos sobre lo que tratamos de ser aunque puede que no sea lo adecuado para todos”

Comentarios de Facebook